Gijón-Puerto de Pajares. La cartera.


Al salir del hotel (8 en punto) noté más frío de lo que esperaba. La gente se dirigía a los trabajos, con prisa, muy abrigada, como autómatas que conocen su ruta y no necesitan fijarse en el nombre de las calles o en cualquier otro hito.
Yo, en cambio, seguía paso a paso las indicaciones del GPS para que me sacara de la ciudad cruzando primero zonas residenciales y, después, largos polígonos industriales.
Una vez que me encuentro ya en carretera abierta, me pongo a correr... hasta que, una cartera robada me llama la atención en la cuneta.
Su propietaria es de clase media acomodada, quizás funcionaria, con familia y fuerte gasto mensual a juzgar por el montón de facturas electrónicas diseminadas en un buen tramo de la carretera.
La cartera de mano, de gran calidad y tamaño, aún conserva una tarjeta de crédito, la tarjeta de la seguridad social y una foto de un niño.
Las facturas que aún le quedan dentro denotan que el robo y su posterior abandono se ha cometido hace poco tiempo, ya que el fino papel empleado para imprimir las facturas electrónicas, no está demasiado húmedo ni deteriorado.
Me tengo que desembarazar de ella pronto. Pruebo suerte en el primer bar, pero la dependienta dice que no se quiere hacer cargo hasta que aparezca por allí la policía.
Salgo corriendo y paro de nuevo en una gasolinera. Les pregunto a los operarios si suele parar allí alguna autoridad y aceptan, finalmente, localizar al propietario para entregarle la cartera.
Al llegar a Oviedo, busco la catedral y, después, las flechas amarillas, como si fuera un perro sabueso. Además, aprecio cuál es la gran diferencia entre autosuficiencia y glotonería. Aquí un plátano y un par de kiwis, más adelante pasteles y magdalenas... y así, hasta que se acaba la pequeña ciudad y me encuentro con la zona rural y los primeros prados.


Comentarios

faljau ha dicho que…
Debería de haber continuado hasta Gijón cuando hice la León-Oviedo.
No puedo decir que para la próxima porque va a ser difícil repetir algo cuando hay tanto que ver.
Me gusta esa foto, supongo que de la catedral de Gijón. En esa ciudad están enterrados mis abuelos.
Suso ha dicho que…
Es la catedral de Oviedo.
Un saludo.
faljau ha dicho que…
Ya decía yo. Me ha descolocado el edificio de al lado.

Entradas populares de este blog

400 Km sin pan ni agua (2)

Actividades realizadas en el primer semestre de 2016

El juego de la muralla de Lugo. Las bases (3)