Entradas

Mostrando entradas de abril, 2012

Castigado

Hoy me ha pillado "in fraganti" mi maestro interno y me ha castigado a escribir 1.000 veces "No volveré a esperar a que lleguen las cosas que haré en el futuro".
1.000 veces y a mano, como antes. ¿Me ayudáis?

1. No volveré a esperar a que lleguen las cosas que haré en el futuro.
2. No volveré a esperar a que lleguen las cosas que haré en el futuro.
3. No volveré a esperar a que lleguen las cosas que haré en el futuro.
4. No volveré a...

Calentando motores... con miedo

Imagen
El día 17 del mes que viene, de madrugada, arranco con la bici hacia Cabezón de la Sal, lugar donde se celebra un ultramaratón de 125 km y más de 5.000 metros de desnivel positivo. Nos dan 25 horas  para llegar a meta. Independientemente de que termine la prueba en el tiempo establecido, me ha parecido interesante a nivel personal y deportivo iniciar y terminar dicho reto en la puerta de mi casa, ayudándome para ello de una bicicleta de carretera de los años setenta que me ha prestado Ovidio de Castroverde, una máquina de 66 años que sube las cuestas como un cohete. Pero... tengo miedo por varias razones. Deberé afrontar 800 kilómetros en bici y 125 caminando y corriendo en un plazo de menos de cinco días, un total que rozará los 1.000 km, cifra que ya me está resultando familiar. Miedo al fracaso o a estas críticas: "le piden más los ojos que la boca", o, "no sabe si terminará su primera competición oficial y complica aún más las cosas". Sé que estoy capacitado p…

Sueños para el 13: París-Moscú sin repostar

Imagen
Desde julio de 2012 en adelante probablemente deje aparcadas las travesías clásicas a pie para dedicar todo el tiempo a la bicicleta, al kayak y a la preparación de la MIM 2013 descalzo, prueba esta última que me exigirá partir de cero, volver aprender a caminar como si fuera un niño. El kayak y la bici me mantendrán en forma y respetarán todas las transformaciones mecánicas producidas en mi cuerpo una vez que comience a caminar descalzo. La decisión definitiva deberé tomarla tras mi tercera Transpirenaica, travesía que intentaré en la primera quincena de julio. Tras esta aventura, me tendré que olvidar definitivamente del calzado en el monte si decido apuntarme en la modalidad más minimalista de la MIM. Como ya sabéis, el año pasado recorrí 3.050 km en bici sin ningún avituallamiento líquido ni sólido. La curiosa aventura tuvo lugar en un circuito de unos 50 km en la Terra Cha de la provincia de Lugo. De esta misma manera se llevó a cabo la Tarifa-Estaca de Bares con una bici pleg…